Weekly Report 1

     Un diario no es un diario si no vas haciendo una crónica de cómo te va cada cierto tiempo. También es bastante postureorunner, pero me gustaría que el blog también fuera una herramienta para mí, para ir viendo cómo voy evolucionando, sobre todo en sensaciones.

      Como ya sabéis, no llevo una semana corriendo, pero para ser un poco ordenada, voy a empezar numerando desde el 1. Que no se diga.
     Esta semana ha sido un poco complicada, y entre unas cosas y otras solo nos ha dado tiempo para salir dos días. Seguimos sin alcanzar el objetivo de las tres salidas semanales. Después de una semana de parón, por la complicada relación que mantengo con mi garganta, estaba preocupada por cómo lo iba a retomar. Acabé con MMP en 5K, es cierto que solo bajé un segundo del anterior, pero habiendo incrementado 2 km la distancia total.
    Debo explicaros que a día de hoy tengo dos tipos de salidas, las de 5K, en las que procuro acostumbrar al cuerpo a correr más deprisa, y las de 7 u 8K, en las que me lo tomo con bastante más calma, pero buscando alcanzar a corto plazo los 10K. Al final he visto que entre unas y otras soy capaz de mantener el mismo ritmo, así que básicamente, elegir un tipo u otro de salidas se basa en las ganas que tenga de hacer más km. De todos modos me temo que Víctor no me va a dejar pasar mucho más tiempo sin hacer series, porque debo mejorar mi velocidad antes de subir la distancia (¡o acabaría llegando a casa a las mil de entrenar!)
     Como iba diciendo, salimos el martes y el miércoles, ya que el lunes a Víctor le dolían muchas cosas y el jueves nos tocó sesión repostera y se nos hizo muy tarde. Iréis viendo que nunca corremos viernes, sábado y domingo por cuestiones laborales.
    El martes fue bien, 7.03km a ritmo medio de 6:38min/km, pero al llegar al km 2 tuve que parar un momento por dolores en la tripa. No sé qué me pasa, pero últimamente, cada vez que salgo, acabo con fuertes retortijones en torno al km 2. Pero me da mucha rabia darme la vuelta a casa andando, así que tiramos. Cuando llegamos al 3.5 es donde puedo elegir en el camino si hacer 5 o 7, y como iba bien de fuerzas decidimos alargarlo. Y de repente empecé a hacer ritmos por debajo de 7, aunque me dolían bastante los pies (a medio día ya nos habíamos dado un “paseo” de 7km). En términos generales acabé bastante contenta.
     El miércoles salí con más ganas pero volví a tener problemas con la tripa. Al menos parece que empiezo a saber como controlarlos sin llegar a pararme, aunque por este motivo los tiempos de los km 2 y 3 son alrededor de los 7min. Luego me inventé un juego, se llama Zombies!, y es para que Víctor no se aburra. Se trata de un sucedáneo de las series (de la de televisión y de las de correr), y es que en un determinado momento, sin que Víctor se lo espere, yo grito ¡¡Zombies!! y salgo disparada, incrementando la velocidad durante unos cuantos metros. La cara que puso la primera vez que lo hice fue de foto. Pero he descubierto que tengo una incapacidad a la hora de recordar que debo respirar, y cada vez que grito ¡Zombis!, Víctor me responde con un ¡Respira! Yo espero que en algún momento de mi vida sea capaz de respirar sin que ya alguien detrás recordándomelo. Al menos por mi bien. El día acabó con 7.68k a 6:57 de media, que teniendo en cuenta que pasé dos kilómetros mal del estómago, tampoco me puedo quejar.
     La verdad es que hoy sábado me encuentro bastante trillada para ir a trabajar, así que menos mal que el jueves no llegamos a salir. Pero a ver si de la semana que viene no pasa el salir tres días.
     ¡Saludos!
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s